Escrito por Alberto de la Rosa

Articulista del Periódico Victoria de Durango y estudioso del derecho electoral.

Aispuro y su ejercicio del poder

12794407_1208352999193451_8527602121380868806_n

El ejercicio del poder por parte del gobernador Durango ha sido sin prisas pero sin pausas. Quizá a muchos les provocaba desesperación por el estilo parsimonioso de Rosas Aispuro, y es que vivimos dos sexenios de autoritarismo radical.

Tal vez Rosas Aispuro deja hacer y pasar las cosas, mas no significa que no les preste atención ni dedicación. Esto lo dejó en claro con las definiciones de la planilla de candidatos a diputados locales de los distritos citadinos así como el espacio de representación proporcional para la cámara baja.

Efectivamente, los cinco distritos locales son para sus incondicionales y afines; a lo largo de estos dos años de gobierno se ha visto que congenia con la gente de Jorge Salum, en donde aparece Minka Hernández, sobrina de Gina Campuzano, quien a su vez será diputada federal por el principio de representación proporcional.

En el caso de la candidatura del hijo de Jorge Mojica, es de sobra conocida la añeja amistad que une al ahora gobernador con el matrimonio Mojica Narváez; muestra de ello es la cesión de un distrito en donde se pudiera decir que Aispuro tiene su voto duro por el trabajo permanente que hace con las líderes seccionales del PRI, sin omitir la presencia de Juan Ramírez, líder social allegado a Mojica Vargas.

Reemplazó a Jaime Mijares (quien declinó a la candidatura por presiones familiares) por José Antonio Ochoa, quien se ha convertido en su operador parlamentario y enlace con las demás representaciones parlamentarias.

Igualmente, Verónica Terrones, es uno de sus activos incondicionales, que le apuesta a su popularidad que tuvo en su paso por Canal 10, en donde le imprimió un estilo sentimental a la forma de dar las noticias.

El primer espacio de la lista de representación proporcional será para otro incondicional como es Juan Carlos Maturino Manzanera, quien se perfila a operar el manejo del Congreso del Estado y es que ha demostrado ser el hombre de todas sus confianzas, el que le cuida la espalda y le sacude las conjuras en su contra.

De estas nominaciones se desprende que Aispuro se erige como jefe político del PAN, logra desplazar al triunvirato de Quiñones-Dorador-Enríquez, ya que al irse Lorenzo Martínez como diputado local pluri, la dirigencia estatal la asumirá Rómulo Campuzano, quien originalmente era el candidato de Aispuro para presidir el partido blanquiazul.

Aispuro tiene todo fríamente calculado, el PRI no será factor de riesgo sino al contrario, un auténtico aliado, ya que la mayoría de sus abanderados tiene acuerdos, pláticas y acercamientos con el titular del ejecutivo; esto se debe a que está en el ADN de los priistas a no pelearse con los gobernadores y más con él, que lo siguen viendo como correligionario.

Como podemos apreciar, Aispuro tiene todo para sacar sin problemas la segunda mitad de su mandato, solamente la gran expectativa será si el Dr. Enríquez se convierte en senador o se queda en el intento, ya que se juega su proyecto político del 2022.

Escrito por Alberto de la Rosa

Articulista del Periódico Victoria de Durango y estudioso del derecho electoral.

Sin Comentarios

¿Te gusto este artículo? deja un comentario...

Deja una respuesta en Anonymous

  • (will not be published)