Escrito por Alberto de la Rosa

Articulista del Periódico Victoria de Durango y estudioso del derecho electoral.

¿En dónde está el doctor? 

“La gente se preguntó: ¿En dónde está el doctor? Y José Ramón respondió: Con López Obrador”. Así rezaba el estribillo del jingle de la campaña a senador de José Ramón Enríquez Herrera hace 12 años por la coalición denominada “Por El Bien de Todos”, conformada por el Partido de la Revolución Democrática, Partido del Trabajo y Convergencia (hoy Movimiento Ciudadano). Quizá esa pegajosa canción que era armonizada con la melodía de Maradona, fue de la autoría de Fernando Mejorado Olaguez, quien empezaba a hacer sus pininos en el tema de consultoría política.

En ese entonces, el compañero de fórmula del galeno, era el desaparecido empresario marmolero, Francisco León, originario de la Comarca Lagunera y que realizaba una campaña demasiado ostentosa pero nunca de la mano de José Ramón Enríquez; cada quien por su lado, uno dedicado a los municipios de La Laguna y el doctor, enfocado principalmente en la capital del estado.

En teoría, la campaña del recién exsecretario de Salud era coordinada por El Neo Argumedo y el cerebro de la misma era Víctor Palencia, mas el control financiero de la campaña y de las decisiones torales giraban en torno a los hermanos de José Ramón. En los corrillos de la oficina de campaña, se hablaba de que era el inicio de la carrera política del oftalmólogo rumbo a la gubernatura.

A 12 años de distancia las cosas siguen igual, quizá por la ausencia de Neo Argumedo. Podemos apreciar que la fórmula al senado de los partidos de izquierda y derecha está fragmentada; pareciera que la compañera de fórmula del doctor no es la sobrina del Negro Elizondo sino su señora esposa, que aparece en spots, anuncios panorámicos y demás elementos propagandísticos. Como en el 2006, José Ramón nunca compartió imágenes con Pancho León, como ahora sucede con Patricia Flores Elizondo, quien anda sola, apoyada en Salum y El Chato Mendoza.

Como hace 12 años, se habla que la próxima aduana electoral de Enríquez es el 2022, aprovechó esta campaña para placearse en todo el estado y desde la Cámara Alta, se posicionará para estar en condiciones de buscar el gobierno de Durango, aprovechando que el gobernador no ha demostrado tener un proyecto sucesorio.

Sin embargo, en comparación con el 2006, no se sabe a ciencia cierta si el doctor siga con López Obrador, porque no se le ve que se aproveche de la imagen de Anaya o que sea un promotor de su campaña, solo se dedica a promover su imagen personal, alejada de Ricardo; entonces ¿con quién está el doctor? Yo digo que con López, porque a pesar de que vive como burgués, siempre ha sentido afinidad por la izquierda radical.

Escrito por Alberto de la Rosa

Articulista del Periódico Victoria de Durango y estudioso del derecho electoral.

Sin Comentarios

¿Te gusto este artículo? deja un comentario...

Deja una respuesta

  • (will not be published)