Escrito por Alberto de la Rosa

Articulista del Periódico Victoria de Durango y estudioso del derecho electoral.

Un investigador para rector de la UJED

Hace tres semanas, el presidente del Tribunal Superior de Justicia acudió a la Facultad de Derecho y Ciencias Políticas a atender un compromiso académico, pues además de estar a cargo de la conducción de dicho ente jurisdiccional, funge como maestro de tiempo completo.

Esteban Calderón Rosas goza de una carrera política al interior de la UJED desde hace poco más de 15 años, creció bajo el protectorado de Salvador Rodríguez Lugo, Jesús Quiñónez Ruiz y Rubén Calderón Luján; por lo que ante la ausencia de Toño Herrera, muchos universitarios se acercan a él con la percepción de que ahora él goza del don de mando al interior de la casa de estudios.

Por lo que se ve, el magistrado presidente solamente los escucha, les da bola, pero no se compromete a nada; se concreta a decir que el gobernador del estado se ha pronunciado respetuoso de los asuntos de la Universidad y que es a los universitarios quienes les corresponde llegar a un acuerdo en torno a la elección de un nuevo rector, cosa que nunca va a suceder -piensan algunos- puesto que además de no lograr consensos, está en el ADN de la Universidad que los titulares del poder ejecutivo intervengan en los procesos electivos de rector.

En este sentido, durante dicho encuentro académico y a pregunta expresa de un docente sobre quién va a ser el sucesor de Erasmo Návar, el doctor Calderón, palabras más, palabras menos, dijo: “La Universidad necesita de un rector académico, universitario de cepa, que conozca y quiera a la Universidad; que tenga reconocimientos de sus actividades tanto a nivel nacional como internacional… no se me ocurre de momento quién pueda ser”.

Calderón Rosas no dijo más, se despidió intempestivamente y se subió a la Suburban plateada que antes tripulaba El Jefe Polito; empero, el representante del Poder Judicial logró su objetivo, soltó la madeja y dejó pensando a los grillos profesores universitarios, quienes de pronto empezaron a barajar nombres.

No hay duda, el bueno es el hijo de Rodríguez Solórzano -expresó un catedrático- pues sus investigaciones son laureadas en la UNAM y siempre anda en congresos internacionales.

No, -espetó otro maestro- es muy recto, no va a permitir que el gobernador meta mano en la Universidad, por eso salió de la Presidencia del Tribunal en 2007, porque no quiso prestarse a los mandatos de Ismael. Para mí que es Alán Arroyo, estuvo en Colombia con el filósofo Robert Alexy.

¿Qué te pasa? -saltó otro profesor- está demasiado joven, sí es muy bueno, aunque su cabeza esté poblada de canas, apenas rebasa los 30 años de edad; no le busquen, es Manuel Jiménez López, tiene tiempo exclusivo, publica en muchas revistas internacionales y se la pasa viajando por todo el mundo presentando ponencias, siempre me enseña sus diplomas y reconocimientos.

Tampoco es Manuelito -salió otro docente- yo lo veo todos los días en el vapor y escuché que le dijo a un vaporero que lo dieran por muerto en la contienda por la rectoría; para mí que es Nachito Gómez, va a una estancia posdoctoral a España, es de los buenos elementos de la FECA.

¡Claro que no! Si Nachito es del Yunque, de la raza de Herrera Caldera -dijo otro maestro que de repente se sumó a la charla en el estacionamiento de la FADER-. No se hagan bolas, es Manuel Murillo, investigador de Veterinaria, además es íntimo amigo de Rubén Calderón pues vivió en su casa cuando se vino a estudiar a Durango, proveniente de la 18 de Marzo.

Como podemos apreciar, todos esos maestros están esperando que del Bicentenario salga el ungido para la rectoría y entonces sumarse a la cargada; así siempre ha sido el quehacer político de la Universidad, unos gobernadores cuidan las formas en su intervención y otros, como el del sexenio pasado, no guardan recato; pero de que se meten, se meten en su afán de que la UJED no se convulse y provoque un estallido social.

Escrito por Alberto de la Rosa

Articulista del Periódico Victoria de Durango y estudioso del derecho electoral.

3 Comentarios en “Un investigador para rector de la UJED”

  1. Miguel angel ortiz gallegos

    Es atinado y lo comparto .de los prospectos destaco al dr. Manuel Murillo
    Apasionado universitario cientifico e investigador por ende destacado academico implica unidad y cambio
    Felicidades

    Reply
    • Lecturas Politicas

      Son los que se mencionan. Velia ya se jubiló solo está activa en la universidad judicial.

      Reply

Deja una respuesta

  • (will not be published)